Objetivos financieros

Objetivos financieros. No sirven para nada.

Categoría: Educación financiera | 2

¡Hola a todos! Chocante el título, ¿no? Pues es lo que pienso. Ahora te desarrollo mi idea, pero tanto si eres inversor como si trabajas por cuenta ajena, pienso que ponerte objetivos financieros es una autentica chorrada. ¡Vamos a verlo!

Los objetivos financieros de todos los años

Llega fin de año, o Enero si eres de los que lo dejan todo para ultima hora, y nos ponemos objetivos para cumplir el año próximo.

La razón por la que nos marcamos objetivos es para mejorar nuestra calidad de vida, y no suele faltar un objetivo económico. Más allá de si el objetivo está bien planteado o no, te digo de antemano que estás perdiendo soberanamente el tiempo.

Si eres inversor

Perfecto. Este año voy a ganar 100.000 euros. ¿Cómo? Invirtiendo en bolsa. Mi operativa en bolsa tiene 2 patas. Por un lado el day trading y por otro la inversión a largo plazo.

Empecemos por la inversión a largo plazo. Utilizo un sistema que invierte con fondos de inversión aplicando un filtro de market timing y algunos detalles más. Vamos, que si sube gano dinero y si baja, o estoy fuera o palmo pasta. Todo claro. ¿Depende de mi que el mercado suba o baje? ¿Puedo hacer algo para que el mercado suba y cumplir mis objetivos económicos? PUES NO. Lo único que puedo hacer es ceñirme a mi sistema y operar bien. ¿Para qué me voy a frustrar por no conseguir un objetivo cuando NO DEPENDE DE MI? Pues eso.

Con el day trading ocurre lo mismo. ¿Depende de mi que se den mis setups? NO. ¿Tengo la certeza de que no voy a perder? NO. ¿Depende de mi operar bien? SI. ¿Operar bien garantiza el cumplimiento de mis objetivos? NO. Creo que no hace falta que siga.

Te voy a poner otro ejemplo, este también es real (y personal). Este año me gustaría incrementar mis ingresos pasivos en 1.500 euros mensuales. O lo que es lo mismo, comprar 2 pisos y alquilarlos. ¿Voy a poder comprar los dos pisos? Pues no lo se. ¿Tengo el dinero? SÍ. ¿Voy a encontrar 2 pisos DONDE QUIERO, con las CARACTERÍSTICAS QUE QUIERO, al PRECIO QUE QUIERO? Pues tampoco lo se. Si los encuentro, los compraré. Si no (y tiene pinta de que no, porque esta todo disparado) ¿habré fracasado en mi objetivo? ¿Cómo voy a fracasar si no depende de mi?

3 ejemplos, personales, en las 3 patas de la inversión a las que me dedico. Podría poner más, pero creo que ha quedado claro.

Está bien tener objetivos, pero que nos sirvan simplemente como benchmark, no están tallados en piedra como las tablas de Moises y considerarnos unos losers si no los conseguimos.

Si trabajas por cuenta ajena

Esto tiene guasa. También te voy a contar otra historia real…

Tengo un muy buen amigo que está viviendo y trabajando en Alemania. Tiene un “buen” puesto de trabajo y un sueldo acorde. Tiene cojones que se tenga que ir a Alemania para trabajar, pero esto es otro tema. El otro día me dice: “He quedado tal día con mi coach laboral para trabajar sobre mi objetivo de ganar 100K anuales“… Es amigo mío más de 20 años, padrino de mi hija… Vamos, que nos conocemos y hay confianza… Le comenté lo que pienso sobre los objetivos económicos, y ahi quedó la cosa.

Pero vamos a ver… Salvo que te dediques a la venta (que no es el caso), ¿hay algo que tu puedas hacer para cobrar más? ¿Algo que solo dependa de ti y tu desempeño profesional?. NO. Puedes leerte todos los libros de productividad y ponerlos en práctica, llegar el primero, salir el ultimo, convertirte en “indispensable”… Pero que te suban el sueldo DEPENDE DE TU JEFE. Y te voy a hacer un spoiler. Tu jefe estaría encantado de pagarte la mitad. Y no es que sea un maldito empresario explotador… Es que quiere ganar más dinero, IGUAL que tú. Y la última palabra sobre tu aumento de emolumentos la tiene tu jefe.

Vale, aceptamos barco. Contemplamos un cambio de empleo. Volvemos a lo mismo. ¿Tienes garantía de que vas a encontrar el empleo que te satisfaga económicamente? En absoluto. No depende de ti. Y si no encontrarlo va a suponer que fracases y te frustres, estamos apañados…

La única excepción que contemplaría aquí es a los empleados que se dedican a la venta. Una parte de sueldo suele ser variable, y ahí SÍ que hay cierto margen de maniobra. Una parte de tus ingresos depende de tu desempeño, de lo bueno que seas vendiendo. Ahí SÍ que tienes influencia. Ahí SÍ que sirve llegar el primero y salir el último (y visitar el doble de clientes, no mirar a las musarañas). Ahí sí que va a influir tu productividad.

Si eres un profesional o empresa

Esto es otro tema. Aquí más que objetivos económicos hablaría de objetivos de ventas. Y sí, son totalmente lógicos. Porque puedes efectuar acciones que influyen directamente en esta cifra. Después habrá que ver si ese incremento de facturación supone un incremento de ingresos/beneficio, pero desde luego las ventas son accionables. Puedes contratar más vendedores. Puedes invertir más en publicidad. Puedes hacer mil cosas que si influyen directamente sobre las ventas y posiblemente en la rentabilidad del negocio, así que sí, en este caso tiene todo el sentido.

Conclusiones

Si eres de los mios, que te dedicas a la bolsa y a las inversiones, no te fustigues. Está bien tener ambición y querer mejorar, pero plantearse objetivos en variables que no dependen de ti… Mal asunto. Y más si dejas que te afecte y desmotive. Cuando algo no depende de ti, céntrate en hacer las cosas bien y cosecharás los frutos… O NO.

¿Estás de acuerdo conmigo o estoy más equivocado que el que dijo que la Tierra es plana? Déjamelo en los comentarios 😉

¡Nos leemos!

Siguiendo Juan Vidal:

Fabricante y coleccionista de activos. Tu sherpa a tus objetivos en juanvidal.es Pensionista a tiempo completo y trader y formador a tiempo parcial.

2 Comentarios

  1. Marcos de la Vega
    | Responder

    Buena reflexión. Ponerse objetivos creo que está bien y es positivo porque tienes una meta pero los que comentas no son objetivos, son deseos. Deseo ganar 100 K al año. Vale y? Como bien dices no depende de ti en la mayor parte de los casos.
    Buen artículo y ameno de leer.
    Saludos,

    • Juan Vidal
      | Responder

      Totalmente de acuerdo en que ponerse objetivos es positivo.
      Para mi la principal diferencia entre objetivos y deseos es que en los objetivos hay un plan de acción, y los deseos son… pues eso, deseos.
      Sin embargo, para los que nos dedicamos a la inversión, aunque tengas un plan de acción muy detallado (más te vale tenerlo…) NADA depende de ti.
      Como dice el refrán… El hombre propone y el mercado dispone 😉

      ¡Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *