¿Qué son los dividendos? – Ciclo dividendos

Categoría: Bolsa para tod@s | 0

¡Hola a todos!

Vamos con un nuevo post en el que vamos a hablar de los dividendos. Además contarte que será el primero de una serie de posts (seguramente 3) sobre dividendos. ¡Vamos al lío!

¿Qué son los dividendos?

Los dividendos son la parte del beneficio que genera una empresa que reparte entre los accionistas. Esto ya depende de cada empresa, hay empresas que reparten el 100% del beneficio y otras que no reparten nada y reinvierten el beneficio, destinan a reservas, etc.

Dividendos pueden repartir todas las empresas (siempre que tengan beneficios… o no), desde mastodontes cotizados en el IBEX35 hasta Pinturas Pepe, la empresa de tu tío el del pueblo que no ves hace 3 años. Por practicidad vamos a centrarnos en las primeras.

Imaginemos que Telefónica tiene un beneficio de 150 euros en el pasado ejercicio. De esos 150 euros decide enviar a reservas 50 euros y repartir entre sus accionistas 100 euros. Supongamos que el capital social de Telefónica está dividido en 100 acciones. Pues a cada acción le corresponde un euro de dividendo. Si poseemos 2 acciones, cobraremos 2 euros y así sucesivamente. Si a estos números les añades muchos ceros tendrás una aproximación bastante real de cómo funcionan.

¿Por qué reparten dividendos las empresas? Blanco y en botella… para atraer inversores. Hay mucha «cultura» de inversión por dividendo y sin duda es una manera muy eficaz de convertir tanto a pequeños como a grandes inversores en accionistas de la empresa.

¿Cómo tributan los dividendos?

Los rendimientos generados por dividendos van a la base del ahorro. Poca tela que cortar aquí.

Hasta 6.000 euros al 19%, de 6.001 hasta 50.000 euros al 21% y más de 50.000 euros, al 23%. Buena señal será que tengamos que pagar mucho 🙂

¿Por qué son interesantes los dividendos?

Porque una vez elegido el subyacente (acción, etf, etc.) estamos ante un ingreso COMPLETAMENTE pasivo. No hay que hacer nada, simplemente esperar a que llegue la fecha (o las fechas) del reparto de dividendo, poner el cazo y cobrar. Nada más.

Pese a que no inviertas puramente en dividendos, son un buen complemento a las carteras de especulación bursátil (siempre y cuando no sean muy cortoplacistas, ya que en ese caso el cobro de dividendos será algo excepcional) y nos permite beneficiarnos del interés compuesto.

 

Pues esto es todo por hoy. Tras este post de introducción, ya sabes lo que son los dividendos y sus principales características.

Nos veremos pronto en nuestro siguiente artículo de este ciclo sobre los dividendos que tratará sobre «Estrategias para invertir basadas en dividendos«.

Cualquier duda, ya sabes, a los comentarios. ¡Nos vemos!

Siguiendo Juan Vidal:

Fabricante y coleccionista de activos. Tu sherpa a tus objetivos en juanvidal.es Pensionista a tiempo completo y trader y formador a tiempo parcial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *