Vuelve Skin in the game. Análisis 2019 y puesta al día

Categoría: Cartera SITG | 2

Parece que este momento nunca iba a llegar, pero ya estamos aquí de vuelta.

Vuelven las carteras de mis hijas, vuelve Skin in the game.

 

Ha sido una pequeña pausa para volver con más fuerza. No te voy a engañar, se ha debido principalmente a falta de tiempo por mi parte. Escribir cada post me llevaba mucho tiempo y con toda la preparación de los cursos, mis intervenciones (quirúrgicas), grabaciones y demás, pasaron a un segundo plano. Aun así hice un par de compras más que no tienen post y que hoy te voy a contar.

Cierre de 2019

Antes de ver números y datos correspondientes al cierre de 2019, te voy a contar las compras que hice para cada cartera, concretamente fueron 3, Julio, Agosto y Octubre.

Blanca compró ADP, McDonalds y Colgate y Vera Exxon, Caterpillar y Johnson&Johnson. Casi nada.

Y ahora sí, dicho todo esto, vamos a ver como acabaron ambas carteras.

Vamos a empezar por Blanca.

Aquí estás los números globales de cartera. 12% de rentabilidad, lo cual está muy bien teniendo en cuenta que se trata de aportaciones periódicas (no es lo mismo aportar todo el 1 de enero que ir invirtiendo todos los meses). Sin embargo llama la atención los pocos dividendos cobrados. Esto tiene lógica teniendo en cuenta que con ninguna de nuestras compras hemos cogido el ciclo completo de dividendos, y además, hilando más fino en el análisis, han habido varias compras con muy mal timing (por ejemplo comprar 2 o 3 días después de la fecha ex-dividend en 3 casos). A la hora de elegir empresas esto no lo tengo en cuenta, por lo que ha sido algo puramente casual, y que una vez cogido todo el ciclo de dividendos es irrelevante.

Vamos a ver el detalle de posiciones de la cartera de Blanca.

Sin sorpresas. Salvo MCD, buenas rentabilidades. Es lo esperado en acciones con una buena tendencia de fondo en un buen año para las bolsas.

Ahora vamos a ver como se portó la cartera de Vera a cierre de 2019.

Pocas sorpresas. 11% de rentabilidad, muy buenos números también. Especialmente en el apartado dividendero, donde ademas de tener un par de vacas lecheras, el timing ha sido mucho más acertado (al igual que en el caso de Blanca, ha sido algo casual).

Como Blanca, salvo alguna excepción, muy buenas rentabilidades. Cuando el mercado tira, tira para casi todos.

Muy parejo todo. Si hay algo que destacar es el mayor ingreso vía dividendos de Vera. ¿Motivo? En mi opinión bastante claro y ya comentado. Al comprar empresas con «mala tendencia», estamos comprando más barato, lo cual sí o sí implica mayor rentabilidad por dividendo. También hay un mucho peor timing en las compras de Blanca, es decir, compras hechas justo tras la fecha ex-dividend. Esto en las fases iniciales de cartera, como la actual tiene mucho peso. En el largo plazo es absolutamente irrelevante.

En resumidas cuentas, el balance a 31 de Diciembre de 2019 es positivo. ¿Podría haber sido mejor? Sí, sobre todo si el padre de las criaturas no se hubiera dormido en los laureles, pero que se le va a hacer… 🙂

Análisis a 30 de Junio

Ahora vamos a hacer un salto en el tiempo… Creo que todos sabemos lo que ocurrido en los últimos meses… Una pandemia que parecía la excusa perfecta para el inicio de un mercado bajista esperado por muchos y una recuperación prácticamente en V.

Parafraseando a Warren Buffett vamos a ver si Blanca o Vera estaban nadando desnudas… (en el caso de Vera, que tiene año y medio, tampoco pasaría nada…). Alguna ventaja tenía que tener que el padre de las criaturas se haya dedicado a la vida contemplativa, y es que podemos analizar la evolución de las carteras sin trampa ni cartón. Si bien es cierto que he dejado pasar varias buenas oportunidades de compra, a largo plazo no va a tener ninguna trascendencia (largo plazo de los míos, 20 o 30 años).

Empecemos por Blanca.

Como era de esperar, cae la rentabilidad. Sin embargo, los números relativos al dividendo se van «normalizando». Con el 50% del año transcurrido ya hemos cobrado más dividendos que en la totalidad de 2019. El mal timing ya no tiene repercusión. Veamos lo ocurrido un poco más en detalle.

Los valores de consumer staples y health care, como cohetes, lo esperado. El único valor que tenemos en industrials ni fu ni fa, lo cual está muy bien viendo como se ha comportado el sector. Sin embargo, tenemos algunas sorpresas inesperadas.

MCD sigue con su comportamiento regulero. Esto no tendría ninguna trascendencia si no fuera porque el sector Consumer Discretionary se ha comportado muy bien en los últimos meses (ver para creer con medio mundo prácticamente paralizado). Y también hay que ver para creer como una utility, en un periodo de muchas dudas e incertidumbre tiene un comportamiento negativo. El tema de ADP me sorprende menos… El sector va como un cohete, pero sabemos que lo mueven entre 5 valores. El resto van «a rebufo», y no todos.

Vamos a ver que tal le ha sentado la pandemia a Vera…

Pues no nadaba desnuda Vera. Va haciendo topless solamente. Nos dejamos un 9% de beneficios por el camino, aun así la cartera sigue en positivo. La dinámica dividendera es buena, que no nos olvidemos, es el objetivo final de estas carteras. Está muy bien ir en positivo, sin lugar a dudas prefiero ir un 20% arriba que un 2% abajo, pero esto es la pensión de mis hijas y esta pensión son los dividendos. Vamos a ver los detalles…

Esta cartera, como era de esperar, es más de extremos. Tenemos las dos caras de la moneda. Tenemos cohetes como TROW y ABBV que se han recuperado excelentemente y otros como XOM y WBA que las están pasando canutas.

Carteras diferentes, rendimientos diferentes y posiblemente te estes preguntando…

¿Y ahora qué?

¿Qué va a pasar con estas precoces inversoras?

Pues que van a dar ejemplo y a seguir al pie del cañón (ejem, es que el padre les aprieta mucho).

Eso sí, con algunos cambios.

Van a seguir comprando todos los meses. Voy a subirles 5$ la «paga», es decir, la aportación mensual para lo que queda de 2020 va a ser de 305$ cada una.

Comprarán una empresa cada mes, de momento diferente de las que tienen en cartera, no van a acumular posiciones todavía (sobre esto ya tendréis noticias en 2021). Eso sí, el post mensual va a ser diferente. Veremos números, veremos compras, pero no vais a tener una RADIOGRAFIA de la empresa como os estaba haciendo hasta ahora. Quiero ser práctico, y que cada post me lleve 4 horas de investigación no es nada eficiente. Pasa lo que pasa, y algo que debe «fluir» se convierte en una carga.

También van a cambiar los criterios de compra. La filosofía estaba bien clara. Blanca compra valores con buena tendencia. Vera compra cuchillos cayendo. Y a ser posible, empresas «con mala pinta». Amparándome en motivos técnicos, no he podido evitarlo y como quiero lo mejor para mis hijas, he podido «cazar» buenas empresas que bajo mi humilde opinión no merecen estar dentro de una cartera de empresas «malas» (todo lo mala que puede ser un aristócrata, que no es mucho), y que de hecho ahora mismo son las que salvan los muebles. Así que esto va a cambiar. Nos dejamos de subsectores, nos dejamos de medias, nos dejamos de Mansfields y vamos directamente al grano. Empresas que tiren como aviones y empresas que caigan como sandias desde un octavo piso. Más fácil imposible.

Y con poco más que añadir, te veo en unos días con la actualización de las carteras a mes de Julio y sus respectivas compras, que tarde, pero las han habido.

¡Nos leemos!

Siguiendo Juan Vidal:

Fabricante y coleccionista de activos. Tu sherpa a tus objetivos en juanvidal.es Pensionista a tiempo completo y trader y formador a tiempo parcial.

2 Comentarios

  1. Vic
    | Responder

    Me alegro de la vuelta a esta cartera, ya tenía ganas!!!
    Ayuda mucho a los que empezamos en su día con la cartera de dividendos, de echo tengo algunas acciones en común con tus hijas.
    A ver si cuando tenga más experiencia y conocimientos les hago una cartera a mis hijos.
    Gracias

    • Juan Vidal
      | Responder

      Hola Vic.

      Me alegro de que te sea de utilidad, pero OJO, esto no son recomendaciones de inversión.
      Es un EXPERIMENTO que estoy haciendo con dos carteras, de hecho algunas de las acciones compradas yo no las tocaría ni con un palo para mi cartera, pero ojo, que eso tan solo es mi opinión y puedo estar equivocado.

      Vamos, que como entretenimiento está bien, pero yo no seguiría algunas «conductas» aquí descritas.

      Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *